Publicado el Deja un comentario

Asesinada a puñaladas una activista LGTBI en San Petersburgo

La activista rusa Elena Grigorieva,conocida en San Petersburgo por participar de manera continua en movilizaciones por los derechos LGTBI, ha sido hallada muerta a cuchilladas. Grigorieva era devota de causas impopulares en Rusia, como los derechos de los gays, los movimientos contra la guerra o a favor de la puesta en libertad de los presos ucranianos. También había tenido trato en el pasado con sectores radicales del nacionalismo ruso.

“Los culpables deben ser castigados. Pero no hay que olvidar que Elena estaba en la lista de un sitio homófobo que ha estado amenazando a activistas LGTBI en todo el país durante mucho tiempo”, recuerda George Markov, periodista de San Petersburgo, una ciudad donde “los gays están siendo hostigados: antes eran arrestos y ahora ya hablamos de asesinato”.

Las autoridades encontraron el domingo el cuerpo de una mujer de 41 años con múltiples heridas de cuchillo (en la espalda y en la cara)en San Petersburgo, pero en un primer momento no la identificaron. Grigorieva llevaba unas doce horas muerta hasta que la policía la encontró tras ser avisada por un transeúnte.

El nombre de Grigorieva estaba en una lista de activistas LGBTI publicada por un sitio web ruso recientemente bloqueado por las autoridades que invitaba a las personas a tomar medidas de vigilancia sobre ellos. La activista había abanderado diversas ideologías y pasó de ser una nacionalista rusa a tomar posturas más liberales.

Según el medio ruso ‘Fontanka’, con base en San Petersburgo, hay un detenido: un hombre de la región de Bashkortostan. La policía cree que la mataron entre varios, y se han contado hasta ocho heridas de arma blanca. El periódico ‘Novaya Gazeta’ informa de que recientemente había sido amenazada por ex compañeros nacionalistas. No está clara la razón, pero podría ser por haber abrazado la causa LGTBI, que se encuentra en el punto de mira de los sectores más tradicionalistas.

 

EL COLECTIVO LGTBI, EN EL PUNTO DE MIRA DEL GOBIERNO RUSO

Rusia aprobó en 2013 una polémica ley que prohíbe la propaganda de la homosexualidad y que ha sido criticada por numerosas organizaciones de derechos humanos. Muchos gays rusos denuncian que el Gobierno les ha puesto en su punto de mira.

Por otro lado, los colectivos gays rusos llevan días denunciando que la vivienda de una pareja gay rusa que tiene en adopción a dos niños desde 2010 fue registrada en su ausencia el pasado día 19. El aviso lo dio el viernes el grupo LGBTI

Las autoridades rusas han abierto un caso penal contra los trabajadores sociales que permitieron la adopción de los niños por la pareja gay, algo que la legislación rusa no contempla. En el marco del proceso penal fue interrogado el padre de uno de los miembros de la pareja. El Departamento de Protección Social de la capital rusa no tenía conocimiento de que los niños dados en adopción eran criados por una pareja del mismo sexo.

El agosto pasado, decenas de activistas en favor de los derechos LGTBI fueron arrestados durante una protesta no autorizada en San Petersburgo.

Fuente: elmundo.es

Publicado el Deja un comentario

La OMS cambia el término ‘transexual’ por el de ‘incongruencia de género’

Arco

Arco

La Organización Mundial de la Salud ha reemplazado el término ‘transexual’ por el de ‘incongruencia de género’. En una nueva edición de su guía ‘Clasificación Estadística Internacional de Enfermedades y Problemas Relacionados con la Salud’ lo definen como una condición relacionada con la salud sexual de una persona, en lugar de un trastorno mental y de comportamiento.

En 1990 la Asamblea Mundial de la Salud dejó de definir la homosexualidad como un trastorno mental y publicó su primera guía, que ha sido utilizada en todo el mundo como base para realizar las estadísticas de salud que influyen en la financiación de los servicios sanitarios y seguros de salud.

Con motivo del Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia, que se celebra el 17 de mayo la OMS ha anunciado la actualización de la guía, conocida también como ‘DCI-11’. La organización ha aprovechado la ocasión para recordar que el término ‘transexual’ generaba estigmas y creaba barreras en la atención sanitaria.

ATENCIÓN MÉDICA ESPECIALIZADA

La guía explica que estas personas tenían que ser diagnosticadas como enfermos mentales para poder acceder a una atención médica. Asimismo, reconoce los vínculos que hay entre la identidad de género, el comportamiento sexual, la exposición a la violencia y las infecciones de transmisión sexual.

“Las personas transgénero necesitan acceder a atención médica especializada, porque a menudo se enfrentan a los efectos secundarios de las terapias hormonales y esto debe tenerse en cuenta”, ha explicadoAnzhelika Volkonskaya, enfermera y activista transgénero de Bielorrusia.”Para sobrevivir, no es raro que las personas transgénero se involucren en la prostitución y una persona en esa situación necesita pruebas periódicas para detectar infecciones de transmisión sexual y el VIH”, asegura.

El director interino de Enfermedades Transmisibles en la región europea de la OMS, Masoud Dara, ha destacado la importancia de que las personas transgénero tengan el mismo acceso a los servicios de salud, incluida la prevención y atención del VIH que las demás personas.

“La adopción de la ‘DCI-11’ por los países es un primer paso vital para eliminar las barreras legales a la atención. Eso ayudará a detener el estigma y la discriminación y acelerará el progreso hacia una verdadera cobertura de salud universal”, ha declarado.

 

Fuente: Elmundo.es

Publicado el Deja un comentario

41 años de lucha por la diversidad

 La historia de la Marcha del Orgullo LGBTTTI en Ciudad de México

 

Este año el número 41 recuerda a la redada ocurrida en 1901, cuando la policía detuvo a 41 homosexuales en una fiesta de élite; sobrevive la incógnita de si el número 42 era el yerno del entonces presidente Porfirio Díaz.

El sábado 29 de junio se celebro la Marcha del Orgullo LGBTTTI en Ciudad de México, y fue la ocasión número 41 en la que el colectivo de la diversidad sexual se manifiesto en las calles para visibilizar la lucha por sus derechos.

El año pasado acudieron unas 250.000 personas que recorrieron Paseo de la Reforma, desde el Ángel de la Independencia hasta el Zócalo capitalino. Pero la primera vez que se realizó, solo había unas 100 personas, y la mitad, eran miembros de la prensa y curiosos.

La primera Marcha del Orgullo en México se realizó en junio de 1978, ocho años después de que se realizó la primera en Nueva York y Los Angeles, en EEUU, motivada por los disturbios de Stonewall en junio de 1969, una redada policial a dicho lugar frecuentado por la comunidad gay.

 

 

La arbitrariedad de la policía y el maltrato a los jóvenes, a quienes arrestaban por su orientación sexual, desataron la violencia y se provocó la rebelión.

Se realizaron protestas y ya sin miedo a ser arrestados, grupos de activistas tomaron las calles y se organizaron para promover los derechos LGBT. Por eso, al año siguiente, el 28 de junio 1970, se organizó la primera marcha del orgullo gay en EEUU.

 

Desde entonces se acostumbra que en junio se celebre la diversidad y el logro de derechos obtenidos a favor del colectivo de la diversidad sexual, aunque no siempre fue así.

En la primera Marcha del Orgullo en CDMX ni siquiera la gente que organizó el evento estuvo presente. Se congregaron en el monumento a los Niños Héroes en el Bosque de Chapultepec el 2 de octubre de 1978.

 

 

 

A diferencia de la actualidad, no marcharon por Paseo de la Reforma, sino por la calle paralela, Río Lerma, en la colonia Cuauhtémoc, debido a un escuadrón de policías.

La meta era llegar hasta el Hemiciclo a Juárez, en el Centro Histórico, pero las autoridades pidieron que cambiaran la ruta. Terminaron en el Monumento a la Revolución, más cerca del punto de partida.

De acuerdo con asistentes a la primera marcha, lo que encontraron en la calle fueron palabras con el objetivo de denigrarlos y burlarse de ellos por ser diferentes.

En esa época, al igual que en Nueva York, había redadas en lugares de reunión para perseguir a las personas solo por su orientación sexual.

Al año siguiente, sí comenzaron a marchar en la Avenida Paseo de la Reforma. Para el tercer año, se congregaron unas 150 personas y la policía quiso reprimirlos. Sin embargo, la gente que solo miraba se les sumó y terminaron siendo más de 1.000 personas.

 

 

Durante los años 80 las consignas eran a favor de los derechos y tratamientos dignos para las personas con VIH/Sida.

Año con año se han sumado contingentes, identidades de género, orientaciones sexuales y personas heterosexuales que apoyan el movimiento.

En 2018 ocurrió a gran escala lo que ocurre en la vida cotidiana. El colectivo de la diversidad sexual se congregó en el Ángel de la Independencia, pero ese día ganó la selección mexicana ante Corea del Sur, en el Mundial de Fútbol de 2018. Aunque algunos heterosexuales se mofaron de los homosexuales, la mayoría de contingentes celebraron a México y a la diversidad en el mismo lugar.

Para este año, la Marcha del Orgullo número 41, bajo el lema “Orgullo 41: Ser es resistir”, donde varias personalidades el medio artístico asistieron para el evento de cierre.

El cartel para la marcha número 41, está inspirado en el baile de los 41, como se conoce a la redada ocurrida en una casa de la colonia Tacabalera en noviembre de 1901 cuando la policía detuvo a 41 homosexuales, la mayoría de familias aristocráticas y algunos vestidos de mujer.

 

Al hecho mediático, el primero que involucraba a la comunidad gay, lo persigue el escándalo y las burlas sobre los asistentes de la fiesta. Nunca se despejó la duda de quiénes habían caído en aquella redada, pero El Popular, una publicación de la época, anotaba que “todos son pollos gordos, algunos riquillos que la portan; criados en paños azules”.

Una incógnita que sobrevive hasta la fecha señala que uno de los detenidos era Ignacio de la Torre, el yerno del presidente Porfirio Díaz.

En una crónica sobre este episodio publicada en la revista Letras Libres, el escritor mexicano Carlos Monsiváis relató que, aun cuando los reportes de la prensa insistían en que los detenidos eran 42, al paso de los días la cifra se ajustó a 41,pues por órdenes de Díaz se eliminó a De la Torre de la historia del evento.

El 41 se relacionó de inmediato con los homosexuales. En la Revolución Mexicana, no hubo Batallón, Regimiento o División con el número 41.

Quién iba querer cargar con el estigma, luego de conocer el castigo a que fueron sometidos los 41, quienes al día siguiente de la redada les impusieron un peculiar castigo: tuvieron que barrer las calles vestidos de mujer, como los habían encontrado. Algunos fueron enviados a una cárcel en Yucatán.

Fuente:
Publicado el Deja un comentario

La Marcha Del Orgullo

La Marcha Del Orgullo

La marcha del orgullo.

Laura Paris Coordinadora Bi+ Bisexualidades

Muchas personas hetero, se han acercado a preguntar: ¿Por qué orgullo?, ¿Qué tiene que ver eso con la marcha de la diversidad? Y les respondí que mucho y demasiado.

Hace 50 años era común que la sociedad tratara a las personas de la diversidad como enfermos y desterrados de espacios públicos, la comunidad de la diversidad, pues quien regía socialmente era la visión biologicista, es decir que sobre los modelos binarios de ser hombre y mujer complementarios se deben reproducir y todo aquello que se salga de la norma es considerado como enfermedad.

Este discurso permeo a la población y los grandes estamentos entre ellos los policíacos en E.E.U.U. que se permitía hacer redadas en los espacios donde se sabía estaban las personas de la diversidad sexual, donde apresaban a las personas, golpeaban y abusaban de su autoridad, sin ninguna de defensa de derechos humanos al respecto.

Pero fue en la noche del 28 de junio de 1969, cuando en el bar de Village de New York, entraron por la fuerza policías y golpearon a varios de ellos, así como apresaron otros para llevarse a la cárcel, ese día por primera vez se resistieron las personas que sucumbían en lugar, para decir que ya no querían sufrir más de estos abusas que eran diarios, y bastante tenían con ser socialmente rechazados y sentirse avergonzados, pero ya no podían continuar con esto, por lo que varios grupos de personas que estaban en el lugar crearon revuelta contra los policías y esto termino en una toma de la calle y luego empezaron a llegar más y más personas de la diversidad que se encontraban en otros lugares, entre estas personas estaba Brenda Howard, activista bisexual, BSDM, que visitaba esa noche el lugar y se organizaron entonces con otros grupos de personas gay, lesbianas y trans para protestar entonces para que se acabaran los abusos contra la comunidad, por lo que varios trajeron disfraces y cartulinas para crear carteles de protesta y salir a las calles a marchar, la protesta duro alrededor de 48 horas.

La fecha se unía también a la par a las protestas contra la guerra de Vietnam por lo que el evento llamo la atención de varios periodistas que cubrían esa noticia para entonces y esto permitió que la protesta se trasmitiera a otras partes de E.E.U.U. y fue entonces donde al año siguiente, otras regiones del país también salieron en la misma fecha a protestar entre ellas Los Ángeles con la sigla PRIDE que eran hasta el momento las orientaciones conocidas, entre estos participaron el grupo Nacional de liberación Bi, fundado en New York 1972.

A finales de los 70s principios de los 80s inician el PRIDE para la misma fecha en otros países entre ellos Inglaterra, donde participaron grupos como London Bisexual Group, en Escocia Edinburgh Bisexual Group y en Países Bajos Landelik Metwerk Bisexualiteit, posteriormente en New Zelanda, Alemania, Finlandia, Austria.

Y para el 78 México, ocho años después de la de New York, por primera vez salen en CDMX, 100 personas a protestar por sus derechos, que se congregaron el en monumento a los niños Héroes en el bosque de Chapultepec el 2 de octubre, marchando por la paralela del río Lerma. Al año siguiente se empezó a realizar en paseo de la reforma a las 4:00 p.m.

Para el 2016, bi positivo, como se llamaba antes el grupo se congrego en el Ángel de la Independencia, para por primera vez salir a la calles, a reclamar la aceptación de la orientación bisexual, ya que se sigue viendo como una etapa y no como una orientación en sí, desde el punto de vista social, pues la bifobia sigue presente en muchos espacios homosexuales y heterosexuales. Esa primera vez, junto al contingente de Asexuales México y América Latina, y UNIVERSIDAD marchamos con gran orgullo y donde inicia este escrito, orgullo de ser bisexuales, de no escondernos y aceptarnos tal cual y como somos, porque por eso inicia toda esta marcha mundial para ser reconocidos, dejarnos de esconder y dejar de ser discriminados. Marchamos hasta el Zócalo.

Para el 2017 no salimos, pero si en el 2018, junto al contingente de Asexuales México y América Latina, pues seguimos siendo orientaciones señaladas y con mucha desinformación social. Para el 2019 nuevamente salimos y esta vez con los contingentes de Calabozo México BDSM, Musas de Metal, Policrianza, Polifeminismo, Poliamor del Valle de México y familias Trans. Donde vimos que la unión hace la fuerza y el reconocimiento, por el respeto libre a nuestros derechos.

Entonces porque es orgullo, porque cada vez que marchamos, salimos a la luz, y hacemos presencia social, de que la diversidad es una realidad inherente que no se puede tapar con un dedo y si es así, que nos acepten, toleren y respeten, para crear un mundo más tolerante y menos discriminatorio, al no ser parte del binario construido y educado por muchos siglos en la educación formal e informal.

Publicado el Deja un comentario

50 AÑOS DE STONEWALL

ILGALAC : LAS LUCHAS POR EL ORGULLO

Se cumple medio siglo de la revuelta de Stonewall Inn, de la noche del 28 de junio de 1969 cuando en ese bar del Village de New York, un grupo de trans, lesbianas y gays se resistieron a la violencia policial, a ser arrestadas, y comenzó una resistencia que fundó parte del espíritu combativo del movimiento por la liberación de la opresión contra la orientación sexual y la identidad de género.

El 50 aniversario de la resistencia desde aquel convirtió a la ciudad de New York en escenario del Orgullo Mundial (WorldPride), una “celebración global” que ya fue celebrada en otras ciudades del mundo como Madrid y Toronto y que por primera vez será en EE.UU. En paralelo se realizarán algunas marchas que, por el contrario, no tendrán presencia de corporaciones ni de la policía, como el Trans Day Action, la Dyke March y la Queer March, creadas y sostenidas por activistas y organizaciones que recuperan el espíritu original de la revuelta de Stonewall Inn.

Entre lo más importante que sucedió alrededor de este aniversario es que distintas instituciones, privadas y públicas, se encargaron de hacer historia, organizando muestras que recuerdan las luchas pasadas contra las formas de la represión, incluyendo la Marcha del Orgullo como resistencia. Dos de las muestras son clave: la de la Biblioteca Pública de New York y el Museo de la Sociedad Histórica de New York. Ambas focalizan en la historia del activismo alrededor de Stonewall, con distintas secciones que exponen tanto las publicaciones como las marchas a través del tiempo, dando cuenta también de los lugares de encuentro y de las consignas y estrategias que aparecieron a través de distintas formas de lucha a lo largo del tiempo. El enfrentamiento con la policía fue tan importante como después lo fueron las políticas contra la desidia gubernamental frente a la crisis del sida, llegando al enfrentamiento como el neoliberalismo actual, desde Giuliani, que propuso la gentrificación como forma de exterminio de la diversidad de cada uno de los barrios de New York. Las muestras se crearon con la colaboración de organizaciones activistas, como la Lesbian Herstory Archives, primordial para testimoniar la presencia de lesbianas a lo largo de la historia, y de la noche de la revuelta de Stonewall misma, que había sido silenciada.

 

Fue fundamental la presencia latina e hispana en Stonewall y el primer activismo que surgió en consecuencia, como señala Edmund Whiteen el prólogo del libro The Stonewall Reader, editado especialmente para esta celebración por la Biblioteca Pública de New York. Dos de las más importantes representantes de la resistencia de Stonewall, Audre Lorde, hija de inmigrantes del Caribe, y Sylvia Rivera, ascendencia puertorriqueña y venezolana, generaron hasta hoy una importancia cultural por sus trabajos comprometidos con el cambio social desde un activismo radical que sigue desafiando cualquier autoritarismo heterocispatriarcal.

 

Por eso es importante la presencia de ILGALAC en este 50 aniversario, para seguir recuperando y aportando desde voces migrantes, desde perspectivas que ponen en crisis muchas de las maneras conservadoras de relacionarse de la comunidad estadounidense.

Publicado el Deja un comentario

CONCIENCIA DE BISEXUALES SEMANA REPORTADA BUENAS PRÁCTICAS

No hacer suposiciones acerca de cómo alguien identifica. Por ejemplo, no se refieren a una pareja de hombres casados ​​como una pareja gay a menos que sepa que ambos identifican como tal. Lo mismo ocurre con una pareja de mujeres o una pareja de distinto sexo; cualquiera de las personas en cualquiera de estos tipos de relaciones pueden identificar como bisexuales. Lo mismo ocurre con las personas individuales; no asuma que son lesbianas, homosexuales o no, a menos que se identifican de esa manera.

No asuma que los bisexuales no pueden ser monógamos. La monogamia, no monogamia y el poliamor son independientes de la bisexualidad; hay personas de todas las orientaciones con los estilos de relación, y hay bisexuales con diferentes tipos de estilos de relación. No confundir la orientación sexual con el tipo de relación.

No asuma que los bisexuales necesariamente están interesados ​​en tríos, relaciones abiertas o el sexo casual. No elija sexualizadas fotos / ilustraciones / videos para piezas sobre los bisexuales a menos que sea pertinente a la historia específica. Por ejemplo, un perfil de una mujer bisexual no debe ser ilustrado con imágenes prediseñadas o fotografías que aluden al sexo en grupo.

No asuma o sugerir que una bisexual que está en una relación monógama ha “elegido” una orientación y / o convertirse en lesbianas, homosexuales, o recta.

No asuma que una persona debe haber tenido experiencias sexuales con hombres y mujeres (o cualquier conjunto particular de experiencias sexuales) con el fin de ser bisexuales. Al igual que muchas personas lesbianas y gays salen sin haber tenido una experiencia sexual entre personas del mismo sexo, bisexuales, también, a menudo pasan por un proceso que salen sin haber tenido ni un mismo sexo o encuentro sexual diferente sexo.

No asuma que la bisexualidad es una identidad menos válida porque usted sabe de alguien que una vez identificados como bisexuales y ahora se identifica como gay o lesbiana. Lo contrario también es cierto; hay personas que una vez identificadas como lesbianas, homosexuales o heterosexuales que desde entonces han salido como bisexuales. Al salir es un proceso, y en ocasiones la identidad evoluciona. Eso no invalida la bisexualidad.

Pedir a la gente cómo identificar si la información es relevante para su historia.

Evitar lo que implica que la orientación o identidad de género de una persona es sospechosa. Por ejemplo, no llame a alguien un “auto-identificó bisexuales” o decir que él o ella “Actualmente se identifican como bisexuales” cuando no usaría tales frases para referirse a una lesbiana, gay o fuente recta.

No implican que los bisexuales son inherentemente transfobica o sólo reconocen dos géneros. Muchas personas bisexuales transexuales tienen socios, y muchas personas bisexuales son en sí mismas transgénero o genderqueer.

Si una fuente identifica como pansexual o líquido, utilizar la palabra de identidad para describirlas, pero hacerlo sin hacer o repetir los supuestos sobre los que se identifican como bisexuales. Por ejemplo, una fuente puede decir que él o ella identifica como pansexual, debido a la capacidad de ser atraído a personas de cualquier / todos los géneros. No asuma que el mismo no es cierto para alguien que utiliza el término bisexual.

No reconocen que las personas que caen bajo la “etiqueta de identidad de la comunidad” bisexuales pueden utilizar “etiquetas de identidad personal”, tales como líquidos, multisexual, pansexual, polysexual, pomosexual y omnisexual. El uso de estas etiquetas puede variar según la región, etnia y clase socioeconómica. Entender que la comunidad bisexuales (LGTB y la comunidad en su conjunto) tiene conversaciones en curso acerca de las etiquetas. Esas conversaciones no invalidan la etiqueta bisexuales o las etiquetas de lesbianas, homosexuales, transexual, raro, etc.

No suponga que alguien debe ser igualmente atraído por los hombres y mujeres para ser bisexuales. Dentro de la comunidad bisexual, usted encontrará que la gente tiene una amplia gama de atracciones. Algunos bisexuales pueden ser más atraídos por personas de una identidad particular de sexo / género, mientras que otros pueden experimentar atracción como no relacionada con la identidad de sexo / género.

La escala de Kinsey es una métrica que expresa el concepto de un continuo de atracciones; esa herramienta de seguimiento de un espectro de atracciones de 0 (heterosexual) a 6 (homosexual) con las sombras de la bisexualidad entre los dos polos.

Otra métrica es la cuadrícula Orientación Sexual Klein, que traza múltiples factores, como la atracción sexual, experiencias, fantasías tiempo en off.

Al informar ampliamente sobre temas LGBT, no hacer suposiciones o declaraciones que excluyen a los bisexuales. Por ejemplo, no es exacto afirmar que las parejas LGBT no tienen que preocuparse de control de la natalidad o el embarazo no intencional, que son relevantes para los bisexuales que tienen relaciones con socios de otras identidades sexos / géneros.

Reconocen que los bisexuales son parte de la comunidad LGBT, independientemente de su estado civil actual. No se refiera a las personas bisexuales como recta, y no los llame “aliados” del movimiento LGBT. Por ejemplo, la cobertura mediática de Brad Pitt y Angelina Jolie caracteriza con frecuencia tanto como partidarios o aliados del movimiento LGBT (o, en algunos casos, su apoyo ha sido cuestionada). De hecho, Jolie es una mujer bisexual que ha estado fuera durante años. El hecho de que se casó con un compañero de sexo diferente no cambia que es parte de la comunidad LGBT, no un aliado / seguidor.

Entender que las personas bisexuales se enfrentan con frecuencia perjuicio de las lesbianas y los homosexuales, así como de las personas heterosexuales. Ellos pueden hacer frente a la percepción de que su identidad hace que sean inherentemente indeciso, codicioso, poco fiables y / o promiscua. No asuma que ninguna de esas cosas son verdad de una persona bisexual.

No use guiones las palabras bisexuales o bisexualidad.

Deletrear la palabra bisexuales en la primera referencia. El bi abreviatura es a menudo aceptable en las referencias posteriores; Sin embargo, algunos miembros de la comunidad bisexuales prefieren que la palabra completa se utilizará siempre. Pregunte a sus fuentes y respetar sus preferencias. Otras abreviaturas de bisexuales pueden incluir bi * y bi + para indicar la diversidad de identidades dentro de la comunidad bisexuales (es decir, pansexual, no monosexual, líquido, raro). La etiqueta bi * tal vez considerada análoga a la abreviatura * trans, que se utiliza de manera similar para indicar la diversidad dentro de la comunidad transgénero. Estas abreviaturas no están muy extendidas, y si se utilizan lo más probable es que desee incluir una nota de explicación para los lectores.

Evitar frases que se utilizan con frecuencia para burlarse de la idea de la bisexualidad. Por ejemplo, no diga alguien “juega para los dos equipos”, es “en la valla,” entiende “lo mejor de ambos mundos” o tiene el doble de posibilidades de conseguir una fecha.

Evitar el uso de la palabra gay como un término general para la comunidad LGBT. Del mismo modo, “homosexual y transgénero” no es incluyente de toda la comunidad y se deben utilizar solamente si usted se refiere sólo a los hombres homosexuales y transexuales. Si su intención es referirse a toda la comunidad, LGBT es el término más comúnmente aceptada. En algunos casos, puede ser aceptable o preferible utilizar: LGBTQ; LGBT y el cuestionamiento; o raro.

Evitar el uso de la frase “matrimonio homosexual” a favor de “igualdad en el matrimonio”. Asimismo, “pareja del mismo sexo” se debe utilizar en lugar de “pareja gay” o “pareja de lesbianas” a menos que sepa la gente que se hace referencia se identifican como homosexuales o lesbianas. Ver glaad.org/reference/marriage para más en cubrir la igualdad de matrimonio.

No asuma o aconsejan que saliendo como bisexuales es nada de lo que avergonzarse. No implica que usted está diciendo bisexuales se sugiere que son sexualmente, o decir nada acerca de su vida sexual. La bisexualidad es una orientación sexual, al igual que ser heterosexual, lesbiana o gay; no debe ser estigmatizado.

Para más prácticas recomendadas, consulte la Guía de Referencia GLAAD Media – En portada: Cubrir la Comunidad Bisexual englaad.org/reference/bisexual .